Las Mentadas de Madre

O sea, como que viene a ser, asi como digamos, no es por que le venga o le vaya, o porque a ningun individuo le vaiga a molestar, asi como quien dice, la palabra madre nuay que hablarla asi nada más, que por eso es que hay muchas sonrisas a las que les faltan los dientes. O sea que como quien dice, "Qué morongazo!".

"A ver, Salealazar! Por qué se empezaron a pelear?"

"Es que, él me dijo juelagrampúta, Profesor"

 

Gracias Sergio, por tu aportación al lenguaje popular.

 
 

Si sois menor de edad; u os ofende el uso de lenguaje fuerte, no vayais a leer los ejemplos de Mentadas de Madre que aparecen en este Capítulo.
Pero si os atreveis:

Persígnate la trompa!

 

 
Lo que digo Yo es que, qué bueno que no nacimos y crecimos en España, porque se oiria muy raro:
"Progenio de una callejera!"
"Vuestra progenitora!"
"La vuestra!"
"Vástago de una enorme ramera!"
"La que te ha dado a luz, cabro grande!"
"Te voy a extraer los dientes con violenzia, cero grande!"
Ji. Ji. Se imaginan?
El Güito, que mas bién creció enclenque, casi no tuvo la oportunidad de participar en los vergazos, pero si le tocó presenciar varios acontecimientos relacionados con las rompidas de cara (se dice roturas, pero como no estamos en España), qué lástima que no tenian una cámara para haber tomado retratos, que adornarian estas páginas de la red. Y estaria la gente apuntando con el dedo a la pantalla y obrando de la risa.
Lo que sí es que El Güito nunca tuvo necesidad de bronca, porque se asociaba con todos los que eran buenos para los vergázos. Dos de estos tipos, que aqui les llamaremos El Karateka y El Ralda, al primero porque no hay archivos que nos recuerden su nombre verdadero, y al segundo porque asi mero se llama y ya en estos dias ha de ser hacendado y si sabe que tuvo el honor de aparecer en "Los Amigos" a lo mejor organiza una parrishada por la costa sur de cierto pais de America Central.
El Karateka anunció a las multitudes que estaba entrenado en las artes marciales y que no lo fueran a joder para nada, por sobre todo que no le fueran a tocar el pelo, porque se lo desarreglan. Vino El Ralda y le jodió, tocó y desarregló el pelo. El Karateka empezó a respirar profunda, lenta, pero seguramente y desplegó movimientos asesinos con brazos y piernas. Las respiraciones profundas se tornaron en alaridos karatekas que helaron la sangre a todos los presentes. El Karateka se elevó en el aire y un remolino del diablo envolvió la escena.
El Ralda, sin dar un paso, le dió un morongazo a El Karateka en la mera boca. Con lo que se demonstró el dicho que dice que en bocas cerradas no entran morongazos.

A diferencia de vituperios arrojados con un gentil guantazo en la cara y recogido por el insultado para un duelo al amanecer, lo que El Güito vió se desarrolló en guamazos instantaneos y se originaron con frases como:

"Tu madre, a la que tocan en el conjunto y es solista soplando la trompeta con el culo."

"La tuya, la que sirvió de modelo para el chiste de Gertrudis. - GERTRUDIS! GERTRUDIS! (Qué degenerado, otro de los finos ejemplares que aparecerán a buen tiempo, en algún lugar de este sitio)"

"A la que andabas buscando el Dia de Las Madres por la 7a Calle - Ay no, perdonáme, ese era tu papá."

"Jue la gran pusa, porque está peluda de pies a cabeza."

"Tu madre, a la que tocan en la marimba y usa las chiches de baquetas."

"La tuya, que tiene puros en el culo y saca humo por las orejas."

Jijo, mano, que corrientes. Que groserias.JAAA! "...saca humo por las orejas." De donde sacaste esa?

Me la contó El Pinocho.

 

 

 

Hablando de como sonarian los vituperios en España, resulta que esos canijos se han liberado de tal forma que gente educada sacandole la madre a otro, dejaria mula a una vieja de La Terminal. El Güito tuvo la oportunidad de examinar varias peliculas del Pedro Almodovar, y que bien se manejan con eso de las mentadas de madre.
 
 
Capitulo 8. Quien sabe, con esto de la censura, que vainas.